Mostrando entradas con la etiqueta kabuki. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta kabuki. Mostrar todas las entradas

martes, 25 de octubre de 2011

MiS BRoCHaS: KaBuKi BRuSH De MaKe uP FoR eVeR

Os traigo la primera entrada de las varias que tengo pensadas hacer sobre brochas y “batallas” entre brochas. Tengo varias (como buena friki del maquillaje), así que espero que os resulte de interés y utilidad. Allá vamos…

Voy a comenzar con una de mis brochas favoritas, de hecho, mi kabuki favorita: la Brocha Kabuki de MAKE UP FOR EVER.

Me decidí por ella en lugar de por la de MAC porque al compararlas a ambas, la de MUFE me pareció mucho más suave. Además, había leído que a muchas chicas la de MAC les había salido “rana” y les soltaba pelo, con lo cual me tiró para atrás, más teniendo en cuenta que mucho más barata que la de MUFE no es precisamente.

Vamos allá…

¿Qué forma tiene?

Como veis en la foto, la forma de la Kabuki de MUFE es cónica y de corte redondeado. Parece una “campanita” ^^, pero del revés, de tal forma que se va ensanchando. Vamos, básicamente como casi todas las kabukis, no es mucho misterio.

El mango es de plástico duro, y si le tengo que poner alguna pega a la brocha, es ésa. Porque si se cae de mala forma lo veo rajándose por la mitad como mínimo. Pero bueno, nada que no pueda evitarse teniendo mucho cuidado.
Vista desde arriba, podéis apreciar la forma redondeada y la brutal densidad de pelo que tiene:


Y aquí os dejo un detalle del mango:

¿Natural o sintética?

Es sintética, de nylon, pero no por ello es áspera, todo lo contrario, es muy, muy suave. No digo que no las haya más suaves, pero yo he tenido kabukis, en concreto una de Yves-Rocher y otra de Bourjois que con el paso del tiempo me pinchaban como auténticos erizos de mar. Esta brocha no, sigue suave como el primer día y a pesar de los lavados. Es toda una veterana en mi colección, pues lleva conmigo casi dos años :)

¿Para qué sirve?

Como nos dicen en la página de MUFE, gracias a su suavidad está especialmente indicada para aplicar polvos sueltos por el rostro. Allí nos dicen que sobre todo está hecha para aplicar los HD, pero podéis usarla para cualquier polvo suelto. Es todo gracias a su forma, que nos permite repartir los polvos de manera sutil por todo el rostro, de tal manera que no queden evidentes.

A mí también me gusta mucho usarla para aplicar polvos bronceadores con precisión, y el acabado queda natural, uniforme y precioso.

Una aplicación muy interesante que he descubierto es usarla con otras bases en polvo minerales, aunque sean compactas. La aplicación es súper precisa.

Y otro uso que le he estado dando desde hace unos meses es barrer con ella el exceso de polvo (o incluso de colorete) si nos hemos pasado (básicamente cuando me ha dado la pereza y no tenía ganas de sacar la mofeta…).

¿Qué resultados nos da?

Tal y como promete, la aplicación de los polvos sueltos por el rostro es precisa, y el acabado es prácticamente perfecto. No veremos las zonas “a parches”: unas con exceso de polvo y otras sin él.

Por otro lado, la irritación en la piel es nula, ya que es tan suave que es imposible hacernos daño con ella. Usarla es todo un gusto, es como si nos pasásemos un “pompón” por toda la cara.

Presentación.

MUFE ha cuidado al detalle la presentación de esta brocha (salvo como he dicho, por el mango), ya que nos la venden en una pequeñísima bolsita negra con cremallera (ideal para transportarla en el bolso y llevarla de viaje!!!).  Yo me enamoré nada más verla, y cuando le dije a la chica de Sephora que me la vendió que me llevaba una y me sacó la bolsita… Qué cucada!!!

Comparación de tamaño

Os dejo una foto comparando el tamaño de la Kabuki MUFE con un labial de MAC, para que os hagáis una idea:

Lo que más me gusta…

{  Su suavidad. Como os he dicho, acababa con la piel hecha una pena de las otras kabukis, más teniendo en cuenta lo reactiva que puede llegar a ser mi piel.

{  El acabado que proporciona. Con otras brochas no consigo un reparto tan uniforme de los polvos sueltos.

{  La calidad. Desde el lavado inicial, que soltó un par de pelitos, no ha vuelto a perder ni un solo pelo. Eso sí, la cuido.
{  El tamaño. Junto con la bolsita que trae, ideal para transportarla.

{  La versatilidad. La puedo usar para polvos sueltos, bronceadores y para barrer excesos. Esto, si la llevamos encima o vamos con prisa, ayuda mucho.

Lo que menos me gusta:

{  Como os he dicho antes: el mango. Miedo me da que se me caiga…

{  Y todo no podía ser bueno, aunque esto es inevitable dadas las características de la brocha: tarda la misma vida en secarse. Con tal densidad de pelo, es lógico. En verano, cuando el calor aprieta, tarda un día o día y medio más o menos. Pero en invierno los cuatro días no se los quita nadie.

¿Cuánto vale y dónde la podemos comprar?

Es una brocha cara, vale unos 40 € (ha subido el precio, cuando yo la compré costaba sobre 36 €). A mí me salió por unos 30 € porque la compré con los descuentos del 20 % de Sephora, así que si queréis invertir en una brocha Kabuki de calidad excelente, os aconsejo que os reservéis para este descuento. Pensad que si la cuidamos bien, nos va a durar muchísimos años, y merece la pena gastarse ese dinero por un producto de tan alta calidad.

Podemos comprarla en las tiendas Sephora o en los stands de Sephora de “El Corte Inglés”. También se puede comprar en “Stick Art Studio”, pero sólo si sois de Barcelona, os pongo el link a su página web.

También puede adquirirse on-line, hay un blog muy interesante donde podéis hacerlo; en él están incluso puestos lo que os costarían los gastos de envío en función del peso y de la zona en la que vivís.

Nada más, espero que os haya resultado de utilidad.

P. D. La kabuki de MUFE tiene una puntuación de 4.7 sobre 5 en Makeupalley, no debo ser la única persona enamorada de esta brochita ^^
¿Qué brocha Kabuki utilizáis? ¿Conocíais la Kabuki de MUFE? Agradezco mucho vuestras impresiones ;)
Besos y gracias por los comentarios