Mostrando entradas con la etiqueta UBU. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta UBU. Mostrar todas las entradas

lunes, 16 de julio de 2012

Aplicando la base de maquillaje con UBU Blender Baby


Os traigo una entrada de un producto que lleva conmigo unos dos meses. Se trata de la esponja de maquillaje UBU Blender Baby.

Realmente nunca he sido muy de esponjas, la verdad sea dicha, así que a priori este producto en concreto no llamaba nada mi atención. Pero empecé a verla por algunos blogs y canales de youtube, y ya el colmo fue cuando algunas amigas de mi tierra comenzaron a contarme maravillas de ella, lo bien que iba, lo bonita que dejaba la piel y tal... Ni aún así había pensado seriamente en comprarla, pero un día me paseé por el Beautik de Nuevo Centro buscando un perfilador NYX y una placa de estampación en concreto y me topé con la UBU Blender Baby. No había ni perfilador ni placa (yo y mi suerte), y como el precio de la esponjita era muy atractivo y no me hacía demasiada mella en el monedero, se vino conmigo para casa. La he estado utilizando desde entonces y vengo a contaros mis impresiones.

El producto

UBU Blender Baby es una esponja con un diseño ergonómico, que no contiene látex y que no absorbe tanto producto como otras esponjas de maquillaje. En la cajita pone que "no se bebe tu base de maquillaje", pero algo sí que absorbe, como toda esponja que se precie. Este es el pequeño inconveniente de este tipo de instrumento para maquillarnos: gastamos algo más de producto. No obstante, los resultados lo merecen.



Gracias a su diseño es muy fácil de manejar. Yo no utilizaba esponjas precisamente porque al cogerlas, de una forma u otra, me terminaba llenando todos los dedos (y las uñas!!!) de base, cosa que no puedo soportar. Con UBU no pasa esto.



Al no contener látex no tendremos problemas de alergia en la piel. No es mi caso, pero es un dato a tener en cuenta por si tenéis este tipo de intolerancia.

Es muy suave, lo que hace que maquillarse con ella sea una gozada. Personalmente no puedo aguantar que al maquillarme las brochas, esponjas, etcétera me pinchen o me tiren del rostro. No queremos arrugas prematuras (ni irritaciones!!!).

Por otro lado, el diseño es muy original y atractivo, además el color es monísimo (yo y mi obsesión por el morado...).

Y bueno, lo más importante: me encanta cómo funciona. No me gusta para utilizarla con bases demasiado fluidas, pero es perfecta para otras algo más densas, como la Perfect Refining Foundation de Shiseido de la que os hablaré en breve. Y además, va genial para las BB Creams.

¿Cómo la utilizo?

Primero tenemos que humedecerla un poco (no demasiado, no es cuestión de que "escupa" agua), y luego pasaremos a maquillar con ella todo el rostro con el lado redondo. El lado puntiagudo es perfecto para los pequeños recovecos, como las aletas de la nariz, el contorno de los labios y el contorno de los ojos.

Una imagen vale más que mil palabras

Os dejo fotos de la esponjita para que os hagáis una idea de su suavidad (si es que es posible, claro):



Otro dato importante es que recupera su forma muy rápidamente.



Cuidados

Éste es el handicap de la esponja. Es un engorro para lavarla. Sólo sale el maquillaje o la BBCream con Fairy y en aclararla y que deje de "escupir" maquillaje o jabón, tarda la vida!!! Así que lo me ahorro en tiempo de aplicar la base, lo pierdo en lavarla... Luego tenemos que dejarla secar al aire hasta que no tenga nada de humedad, esto es muy importante porque si no nos crecerán bacterias por doquier.

Precio y dónde la compramos

A mí me costó 5,90 € y yo, como os digo, la compré en Beautik, pero también podemos adquirirla a través de la web de Maquillalia. Supongo que habrá más tiendas que la distribuyan, pero no tengo conocimiento de las mismas. Si alguien quiere hacer una aportación que me la diga y reedito la entrada ^^

Lo que me gusta:

-       Es perfecta para bases densas y BB Creams.
-       Deja la piel muy natural.
-       No contiene látex.
-       El diseño hace que sea muy fácil de manejar.
-       No tarda demasiado en secarse.
-       Recupera fácimente su forma.

Lo que no me gusta:

-       No vale para todas las bases (no podía ser perfecta).
-       Difícil de limpiar. Mucho.
-       No tiene un ganchito para colgarla, lo que haría que fuese mucho más fácil de secar.
-       El precio, es un inconveniente si no la utilizáis mucho, si no sí que es una buena inversión.

Calificación Universal: 7 / 10

¿La habéis probado chic@s? ¿Qué os parece? ¿Os gustan las esponjas para aplicaros el maquillaje, sois más de brochas o como yo os gusta combinar ambas?

Muchos besos y mil gracias por vuestras lecturas y comentarios.

Auxi