lunes, 2 de marzo de 2020

Los peinados con plancha y rizador de moda en 2020


Desde que me corté prácticamente las ¾ partes de mi melena el pasado mes de octubre, se ha abierto ante mí la increíble versatilidad de la media melena (aunque la mía tira más bien a corta que a media, cierto es). De hecho pensaba que echaría terriblemente de menos mi pelo hasta las caderas, pero lo cierto es que, aunque me da cierta nostalgia, estoy encantada con el cambio.

Así que os traigo hoy una entrada con los peinados más “molones” para este 2020, resaltando los que a mí más me gustan, además de unas cuantas recomendaciones de cómo conseguir recrearlos.

¿Empezamos?



Si tenéis el pelo muy, muy cortito, poco vais a necesitar para arreglarlo, así que hasta aquí podéis leer, porque mi favorito, sin duda, es el corte Pixi, y además, en platino. Es una tendencia que me parece súper favorecedora y con la que dudo que me atreviese, todo hay que decirlo:

Foto de In Style


Mi corte favorito, sin lugar a dudas, de todos los tiempos, y el cual me haría si tuviese el pelo liso tabla de forma natural, es el corte Bob, aunque el Long – Bob también me parece espectacular:

Foto de In Style



Si no os gusta el corte Bob pero lleváis una melena cortita, el que más me gusta es el corte recto. Y liso, muy liso:

Foto de In Style



Otro de mis favoritos y que me haría también si tuviese el pelo liso tabla. Una media melena (que a estas alturas, como me crece el pelo súper rápido, es lo que tengo) con las puntas desfiladas. Queda elegante a la par que desenfadado:

Foto de In Style



Mi apuesta actual tal como tengo el pelo y que, por cierto, me encanta cómo me queda (ya si me queda realmente bien o mal no sé, pero a mí me gusta, jeje) es la media melena recta. Para ello tengo que pelearme un ratito con la plancha (de esto hablamos unos párrafos más abajo) pero el resultado me merece mucho la pena:

Foto de In Style



Aunque sin duda, me chifla la media melena con cierto movimiento. Algo muy, muy fácil de conseguir con un toque de plancha, una ligera ondulación y un poquitín más de tiempo. Es lo que me hago cuando dispongo de un ratito para mí:

Foto de In Style



Para las que tenéis el pelo largo (ay, mi melena), mis opciones favoritas son indiscutiblemente el pelo largo liso tabla, pero con la melena desfilada (obviemos el maquillaje de la muchacha de la foto, por favor):

Foto de In Style



Y, el peinado estrella para mí, para las que disfrutáis de un pelo largo, sano, brillante y bonito, es la melena con ondas. Queda súper elegante, favorece muchísimo y además va con todo. En serio. Desde llevar los niños al colegio, pasando por ir al supermercado y para ir a una boda. Viste por sí sólo. Si algo echo de menos de llevar melenón, es esto:

Foto de In Style



¿Cómo conseguimos estos peinados? Bueno, o, al menos, su mayoría (el corte Pixi poco tiene que hacer aquí). Lo fundamental es tener en nuestro poder las herramientas correctas, es decir, una buena plancha y/o un rizador adecuado. Yo tengo una plancha, es un accesorio que nunca jamás me falta y que es tan imprescindible para mí como el secador de pelo. El rizador para mí siempre ha sido secundario ya que con la plancha siempre he sido capaz de hacerme unas ondas suaves, pero os confieso que desde que tengo el pelo más corto me está costando lo mío y ando en plena investigación para cazar y capturar un rizador de pelo que me simplifique la vida. Que, por cierto, es todo un universo por descubrir, una vez me he metido a investigar he encontrado de todo. Puedo decir que, por ahora, mi opción favorita son las planchas rizadoras. Elegir una buena plancha para rizarnos el pelo es fundamental (nadie quiere acabar con el pelo chamuscado). En mi investigación me he basado en esta guía de comprar las mejores. Dejando a un lado que no nos queme el cabello, para mí el tipo de mango es muy importante, además de que sea cómoda de manejar y que no pese demasiado, en definitiva, que sea ergonómica y se adapte perfectamente a nuestras manos.

Otro factor muy importante a considerar, tanto a la hora de elegir un rizador como una plancha, es el rango de temperaturas. Considero importante que sea amplio y que podamos ir variando (aquí GHD cojea bastante).

Si os da curiosidad cuál es el rizador que más me hace “tilín” deciros que ando considerando el de Babyliss. Las razones son simples: el rango de temperaturas es más que amplio, en teoría permite hacer ondas gruesas y finas, se ve bastante cómodo de utilizar y el precio es razonable para lo que ofrece. Así que no descarto hacerme con él en los próximos meses.




Mi plancha, como os he dicho, es una GHD. No puedo decir que esté descontenta con ella (lleva conmigo más de 7 años), ya que los resultados son bastante satisfactorios. Sin embargo, a la hora de reponerla, cuando llegue el momento, no tengo claro que vaya a repetir con la misma marca por el hecho de que no se puede regular la temperatura. Así que tengo un dilema bastante grande. Porque es dificilillo elegir la mejor plancha de pelo del mercado, la verdad. Hasta ahora yo las pocas ondas que me he hecho han sido con plancha, pero si vuestra necesidad es simplemente alisar el cabello, esta característica no tiene por qué ser fundamental.

Y, ahora sí, aquí una foto de mi pelo, con su largo actual y su aspecto después de una sesión (no intensiva, eso sí, que el tiempo que tenía disponible no acompañaba) con mis GHD:




¿Cuál es vuestro peinado favorito para este año? ¿Amáis el pelo extra – largo u os habéis pasado, como yo, a la versatilidad de la media melena? ¿Qué utilizáis para plancharos/rizaros el pelo?

Muchas gracias, como siempre, por estar al otro lado,



Auxi


(Las fotos de peinados son de la web de In Style)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu comentario es único e irrepetible. ¡Muchas gracias!

Te recuerdo que me reservaré el derecho a eliminar cualquier comentario que incumpla lo indicado en el Aviso Legal y la Política de Privacidad, puedes leer ambos pinchando arriba a la derecha en la columna