jueves, 7 de noviembre de 2019

Mis mascarillas capilares favoritas


Me habéis pedido muchísimas veces a través de e – mail y de directs en Instagram que os haga un post de rutina capilar, y no es que esté “pasando” de vuestras peticiones, sino que me resulta algo difícil porque no acabo de tener una rutina “fija” de productos. Es algo que me he propuesto hacer de una vez por todas este año: hacer un par de posts al año actualizados del cuidado de mi pelo.

Sin embargo sí que os traigo otra petición bastante popular  también, y es que os cuente qué mascarillas capilares de las que he probado hasta ahora son mis favoritas (próximamente también os traeré los champús y los sérums de cuidado capilar, prometido). De algunas tenéis entrada en el blog, pero he pensado que aquí agrupadas queda más práctico. Además he seleccionado tanto de alta gama como low – cost.


Habría quedado más de mega – beauty – blogger traer un “Top 5” pero lo siento, no he sido capaz de cargarme ninguna de las recomendaciones para que quede una entrada digna de las más top. ¿Empezamos?




Mascarilla Hidratación Intensa de Moroccanoil

Se trata de una joya entre las joyas, bien es cierto que no es nada, pero que nada barata, pero os aseguro que, si vuestro pelo es seco, deshidratado, encrespado y rebelde sin causa, os compensará cada céntimo que cuesta.

La Mascarilla Hidratación Intensa es un tratamiento que promete revitalizar el cabello en tan sólo cinco minutos. Aporta un acondicionamiento profundo en los cabellos secos y medios/gruesos. Además de hidratar y acondicionar el cabello, mejora muy notablemente la textura, elasticidad, brillo y manejabilidad del pelo.


Entre sus ingredientes destaca el aceite de Argán, de propiedades antioxidantes y que también aporta protección UV, y es de agradecer que aparezca en tercera posición antes que otros ingredientes que aportan menos beneficios. Destacar que no es libre de siliconas, pero como ya os he dicho alguna vez, hace tiempo que dejé de demonizarlas en los productos capilares (excepto en los champús, los cuales siempre los escojo sin siliconas ni sulfatos) ya que he notado que me ayudan muchísimo a que mi cabello se vea bonito y saludable, cosa que hasta hoy no he conseguido con otros productos sin siliconas. Se aceptan recomendaciones, por supuesto.

Algo a destacar, aunque suene un poco superficial, es que tiene un aroma delicioso, un poco dulzón. Me encanta el aroma del aceite de Argán, no os gustará si no sois muy fans de este aceite, a mí personalmente me resulta muy agradable. La textura es densa y mantecosa, se nota que es un producto muy nutritivo  para nuestro cabello.

Contiene 250 mL y cuesta alrededor de los 40 €, aunque también debo decir que se necesita poca cantidad: cunde muchísimo.

Si queréis leer más sobre ella tenéis su correspondiente post.



Mascarilla Phytokératine Extrême de Phyto

De ésta sólo he probado muestras y una minitalla que me compré una vez en Sephora para un viaje, pero no he necesitado más para quedar prendada de ella y amarla desde lo más profundo de mi corazón: me parece una mascarilla absolutamente fantástica y obligatoria para toda melena seca, deshidratada y con tendencia a las puntas abiertas.

Phytokératine Extrême es una mascarilla que aporta una reparación extrema y una hidratación profunda, por lo que está especialmente indicada para cabellos muy dañados, quebradizos y/o secos. Asegura además un brillo sublime y un tacto sedoso en el pelo.


Su textura es densa y untuosa, casi sólida. Sin embargo, al retirarla con agua el resultado es un cabello nutrido, suave y sedoso pero nada apelmazado. Es una mascarilla casi mágica: cuando la he usado apenas se me enredaban las puntas, un mal que me aqueja bastante y el principal responsable de que se me estropeen.

Entre sus ingredientes destaca la queratina vegetal que ayuda a regenerar el cabello; la manteca de zapote de alta concentración en omega – 6, muy beneficiosa para el cabello seco; y el aceite de Baobab que, entre otras funciones, actúa restaurando la barrera hidrolipídica del cabello.

Me parece fantástica y la tengo anotada como futura inversión, siempre me gusta tener un tratamiento así de nutritivo en casa para mimar mi cabello y repararlo de los estragos de la vida diaria. Su precio ronda los 40 € y contiene 200 mL.



Mascarilla Rich Premier de Kao Essential

Se trata de una de mis mascarillas favoritas. Le perdí la pista hace tiempo, porque la compraba en la web de Sasa y empezaron a irse por los cerros de Úbeda con el tema de los gastos de envío. Con mi afán por probar cosas nuevas la dejé de lado, pero no puedo dejar de recomendarla en este post porque me sigue pareciendo una mascarilla fabulosa que poco tiene que envidiarle a otras más caras. Y es que tiene un precio bastante más asequible: alrededor de los 8 €.


Es una mascarilla enriquecida con miel y proteínas de leche, especialmente indicada para cabellos secos, deshidratados y/o muy castigados. Algo parecido a Phytokératine Extrême.



Su promesa es  reparar el cabello en profundidad además de restaurar el cabello seco y devolverle su flexibilidad. Aporta muchísima hidratación y brillo sin apelmazar el cabello, además de elasticidad, evitando así las roturas.



Tiene una textura ultra – densa, tan rica que hace que cunda muchísimo Su aroma es delicioso: huele a una mezcla de frutas y miel. No percibo el toque lácteo que se supone que tiene, ni tampoco me huele a girasoles como he leído por algunos sitios. Es un aroma frutal muy dulce. Además, perdura muchísimo en el cabello. No me molesta, al contrario, me encanta porque es muy agradable.

El resultado es magnífico. Deja el pelo suelto, suave, hidratado, brillante y sin apelmazar. La echo de menos y tengo que investigar en profundidad si puedo volver a conseguirla sin que me timen con los gastos de envío. En JOLSE ya he visto que no la tienen. Es toda una joya de la cosmética asiática.



Mascarilla Reparadora de Oliva de Kiehl’s

Otra mascarilla que se sale del rango low – cost y se mete de lleno en la alta gama, pero no podía dejar de mencionarla: es un must para mí de la firma neoyorkina.

Esta mascarilla es especial para cabellos secos, deshidratados y/o dañados. Además de reparar nuestro pelo, previene daños futuros causados por factores ambientales. Por otro lado, ayuda a restaurar el brillo y el aspecto saludable.


Sus ingredientes principales son Aceite de Aguacate, un emoliente muy abundante en ácidos grasos, y fuente natural de aminoácidos, vitaminas A, D y E, y de potasio que ayuda a restaurar la hidratación natural; extracto de limón, de propiedades astringentes y antisépticas que aportan brillo al cabello; y, cómo no, aceite de oliva, el cual contiene un alto nivel de ácidos grasos monosaturados y vitamina E que hidratan, protegen y nutren especialmente los cabellos más deshidratados, maltratados o con las puntas abiertas.

Su textura es muy densa pero es fácil de repartir por todo el cabello. Tiene un color blanco perlado y el aroma es sencillamente maravilloso, como a gominolas. También perdura en el cabello bastante tiempo.

Sus resultados son buenísimos. Deja el cabello suelto, suave y fácil de manejar. Facilita mucho la tarea de pasar la plancha y el desenredado. Además, evita el encrespamiento.

Su precio es de unos 35 € y contiene 250 mL.



Mascarilla Total Repair de L’Oréal Elvive

Otra mascarilla que es toda una joya de la gama low – cost, y es que su precio no llega a 5 € y la podemos comprar en casi cualquier supermercado, droguería y perfumería.

Realmente está indicada para cabellos teñidos y, por tanto, muy castigados. Promete restaurar la fibra capilar y ésa es su única promesa, pero ya os aseguro yo que hace mucho más: aporta suavidad, facilita muchísimo el desenredado del cabello, controla el encrespamiento y previene las puntas abiertas. ¿Se le puede pedir más por ese precio?


Pues sí, y es que huele fantástico, tiene también un toque como a gominolas, no tanto como el de la mascarilla de Oliva de Kiehl’s, pero es del estilo.

Por el precio que tiene la verdad es que es maravillosa.



Haeyo Mayo Hair Pack de Tony Moly

Pese a que el aroma de esta mascarilla no me entusiasma mucho que digamos, no puedo dejar de mencionarla en esta entrada de mascarillas altamente recomendables porque ciertamente es una mascarilla fantástica donde su único “pero”, como os digo, es el olor. Tengo previsto volverla a comprar porque tengo la sospecha de que la que yo he utilizado llevaba meses caducada: me la enviaron así desde iherb y no, no reclamé, por tonta, sí. Por muchos sitios he leído que tiene un aroma sutil a vainilla y a mí me huele a plástico. Aun aparentemente caducada sus efectos han sido fantásticos.


Se trata de una mascarilla nutritiva altamente concentrada que repara los cabellos dañados. También podéis utilizarla si vuestro pelo no está dañado porque actúa como protectora y además es muy nutritiva. Ése es su punto fuerte: la nutrición del pelo.

Contiene siliconas “a tutiplén”, detalle que ya sabéis que no me molesta para nada, de hecho su segundo ingrediente es dimeticona. Sin embargo también contiene aceite de macadamia, un ingrediente que actúa de emoliente y ayuda a nutrir el pelo en profundidad. También destaca el contenido en yema de huevo (de ahí el nombre, inspirado en la salsa mayonesa), que también actúa como emoliente.

El packaging es el más higiénico de todos los que os he enseñado en este post al ser en formato tubo. No tengo nada en contra del packaging “en tarro”, pero por si a vosotros os gusta más este tipo de frasco.

El resultado es un cabello suave, con el encrespamiento más controlado y además no apelmazado, algo que me preocupaba porque pensaba que por la contundencia de ingredientes sí que iba a hacerlo, pero no. Deja el pelo suelto y brillante.

Contiene 250 mL y su precio ronda los 6€, yo la compré en iherb pero es fácil de conseguir por ebay, algunas páginas de cosmética coreana y en Amazon.



Espero que os haya resultado interesante y práctica esta entrada. Por supuesto acepto recomendaciones para probar en un futuro (;



Besos miles y hasta el próximo post,



Auxi

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu comentario es único e irrepetible. ¡Muchas gracias!

Te recuerdo que me reservaré el derecho a eliminar cualquier comentario que incumpla lo indicado en el Aviso Legal y la Política de Privacidad, puedes leer ambos pinchando arriba a la derecha en la columna