jueves, 18 de abril de 2019

C'est fini XXXVI


Nuevamente se me han vuelto a acumular los productos terminados… ¡no aprendo nunca chic@s! Hasta que no veo que no me caben más frascos vacíos en la bolsa mi cerebro no hace CLIC y me pongo las pilas en fotografiar y recopilar una entrada (bueno, varias, para qué mentirnos). Va a ser un firme propósito a corregir durante el próximo año.


He seleccionado de la bolsa de Diógenes potinguil siete productos, ¿os quedáis a ver cuáles son?


Bueno, en primer lugar saqué de la bolsa el champú y el acondicionador de la gama Smooth de Moroccanoil. Como ya os comenté en su entrada correspondiente, ambos son de lo mejor que ha probado mi pelo en la historia de mi cuidado capilar.


La marca recomienda utilizar conjuntamente el champú y el acondicionador porque de esta forma su ingrediente exclusivo AminoRenew, presente en ambos, restaure los aminoácidos que fortalecen la queratina natural de la estructura capilar.

En su fórmula encontramos aceite de argán, manteca de argán y ácidos grasos derivados del aceite de coco. Esta combinación promete un cabello suave, sano y manejable hasta 72 horas.


Sus ingredientes clave son:

-      AminoRenew: Sistema de aminóacidos que ayudan a fortalecer la estructura de queratina natural del cabello.

-      Aceite de argán: Recupera la elasticidad, suavidad y manejabilidad del cabello.

-      Manteca de argán: Obtenido del aceite de argán valioso por su alto contenido en vitamina E.

-      Glicerina: Humectante natural que aporta hidratación.

-      Polyquaternium-7: Agente anti – estático.

-      No contienen sulfatos.

Al ser dos productos de precio bastante elevado los reservaba para cuando quería lucir “pelazo”. El cabello me quedaba suave, manejable, con más brillo y se me encrespaba muchísimo menos cuando los utilizaba.

¿Repetiría? Sí, si pillo alguna oferta, aunque primero probaría sus homólogos de la gama “Hydration”.



Un sérum que gasté el pasado invierno fue el tercer o cuarto frasco de Hydrabio de Bioderma, un favoritísimo desde hace años (podéis leer más de él en su entrada exclusiva).

El sérum Hydrabio se trata de un concentrado con alto poder hidratante que contiene ácido hialurónico. Su función es ayudar a nuestra piel a retener y generar la cantidad de agua necesaria para su equilibrio, gracias al complejo biológico patentado Aquagenium ®. Es hipoalergénico y no comedogénico, y además su complejo patentado DAF ® aumenta el umbral de tolerancia de la piel.


Es un sérum muy ligero y agradable que se absorbe fenomenal y deja la piel sedosa y muy hidratada. No es de los más hidratantes que he probado, pero sí que refuerza la hidratación de la crema que apliquemos posteriormente. Con su uso notaba la piel muy cómoda, no pierde hidratación a lo largo del día. Además la deja preciosa para maquillar después, ya que un aspecto esencial para que la piel quede bien bonita con el maquillaje es que esté cuidada, bien hidratada y sana.

¿Repetiría? Sí porque me funciona muy bien, aunque quiero probar otros.

La protección solar de ISDIN para el cuerpo, Hydro Lotion, fue un favorito el verano pasado y este año hemos repetido. No obstante (podéis tirarme de las orejas) este frasco es el que gastamos el año pasado porque se me olvidó perdido en el fondo del bolso de la playa y lo encontré este año al querer acondicionarlo de nuevo :S


Hydro Lotion se trata del primer protector solar que ha existido en formato bifásico con doble función: protectora y oxigenadora de la piel:

-      Protege gracias a su avanzada formulación bifásica frente a los rayos UVA y UVB con su SPF50+.

-      Oxigena, gracias a su contenido en SepitonicTM aumenta la oxigenación de la piel promoviendo la reenergización y regeneración celular tras el estrés producido por el sol.



Además de estas dos funciones, hidrata la piel y promete un secado inmediato sin dejar residuos.

A mi marido y a mí nos encanta este protector, razón por la cual hemos repetido este pasado verano. Se absorbe rapidísimo, no hay que esperar minutos y minutos para vestirse, y además no deja ningún tipo de residuo ni sensación aceitosa y/o pesada en la piel. Por otra parte huele muy bien y por último, y lo más importante, protege fenomenal, con él bien puesto no hemos sufrido ni una sola quemadura ni enrojecimiento.

¿Repetiré? Sin ninguna duda.



El exfoliante Scrub Love venía en una cajita de Lookfantastic que gané en un sorteo vía Facebook.


Es uno de los productos que venían en la caja que más me gustó de todos, me enamoré perdidamente de él a pesar del packaging, que no me parece lo más higiénico del mundo ni el ideal para preservar el producto en condiciones óptimas. Lo bueno es que en su interior tenemos como para tres usos, con lo cual en tres semanas lo hemos terminado de sobra.

El que venía en esta edición era el COCONUT CRANBERRY y está hecho a base de coco y semillas de arándanos. Es 100% natural y orgánico además de cruelty – free. ¿Lo mejor? Deja una piel PRECIOSA, tal cual. Normalmente los exfoliantes corporales suelen pedirme luego la hidratación corporal a gritos. Pues bien, éste no. Éste se sale. Y no parece que vaya a hacerlo porque la textura, aunque no llega a ser seca, es la de una masa – polvo – mejunje que, por cierto, huele a gloria. Y eso que yo no soy demasiado fan del olor rollo a frutas del bosque. Pero esto huele a gloria.

Eso sí, la bañera queda hecha un desastre una vez aterrizas de tu nube de placer olfativo y agachas la cabeza y parece que estás en una charca en medio del campo. Lo bueno viene cuando enjuagamos con agua tibia y la piel no sólo queda suave y lisa, sino también HIDRATADA. Pese a ser un exfoliante “en seco”, por así decirlo, al friccionar en círculos sobre la piel mojada va desprendiendo aceites que nutren y acondicionan la piel y hacen que, al menos en mi caso, no sea necesaria la hidratación posterior.

¿Repetiría? ¡Sin ninguna duda, lo tengo clarísimo!



El perfume Hypnotic Poison de Dior es un aroma típico y mítico en mi tocador. Le tengo un cariño especial porque con él inauguré mi blog hace ya casi ocho años y por tanto su entrada es una de las más leídas de toda la historia de este blog (que, por aquel entonces, se llamaba “Un Univers Plein de Charme”, ¿os acordáis?).


De él he gastado varios frascos, quizás éste sea el cuarto o el quinto, le tengo un cariño muy especial.

Pertenece a la familia Oriental – Vainilla. Como notas de cabeza tiene coco, ciruela, guindilla y albaricoque. Las notas de corazón son rosa, lirio de los valles, jazmín de Sambac y tuberosas. Y como notas de fondo encontramos sándalo, madera de Jacarandá y vainilla. Es del año 1998, con lo que lleva ya mucho tiempo en el mercado, 20 años para ser exactos.

No es un perfume para todos los días, ni para ir a comprar el pan, por lo que me gusta tener un frasco por ahí para las ocasiones especiales. Sin embargo, hace meses que lo terminé y no lo he repuesto aún, a ver si encuentro alguna promoción (aunque de Dior no suele haber promociones) y me hago con él de nuevo.

¿Repetiría? A la mínima oportunidad.

Por último la hidratante que estuve utilizando la gran parte del pasado otoño – invierno: Ceramidin Gel Cream de Dr. Jart+.


Se trata de una crema hidratante que posee textura gel y contiene dentro de su estructura cápsulas de ceramidas. Esto me llamó poderosamente la atención cuando la abrí y la vi por primera vez porque estuve a punto de llevar el tarrito a Sephora y pedir que me lo cambiaran por otro; pensé que la crema estaba en mal estado y es que la textura es grumosa y no uniforme, echa un poco para atrás.

Posee un contenido humidificante del 85%. Son justamente estas ceramidas encapsuladas y dispersas dentro de la textura gel de la crema las que actúan intensamente para que la piel conserve su hidratación durante muchas horas. Actúan penetrando en todas las capas de la piel y regulando el equilibrio lipídico, además refuerzan la barrera cutánea para así proteger la piel de la pérdida de hidratación.




Entre sus ingredientes podemos destacar que no lleva sulfatos, ftalatos, aceites minerales, benzofenona, etano, perfume ni parabenos. Además contiene fitoncida y jugo de aloe vera, que hidratan la capa más externa de la piel.

Mi experiencia con ella fue positiva en general, pero con matices. Cuando la utilizaba mi piel empezaba a denotar cierta tirantez e incomodidad a media tarde, cuando aún faltaban unas 5 horas para desmaquillarme y acondicionar mi piel con los productos de la rutina nocturna. Por ese motivo pienso que era más adecuada para utilizarla en primavera o incluso en verano.

¿Repetiría? En principio no, hay otras hidratantes que me funcionan mejor. Además, el aroma no era de mis favoritos.



Y hasta aquí mis terminados en esta ocasión. ¿Coincidimos en alguno?



Besos miles y hasta la próxima entrada,



Auxi

4 comentarios:

  1. Mira que me gustaba a mí ese serum de bioderma, hace tiempoque no lo uso. Besos!

    ResponderEliminar
  2. Los productos morocanoil me encantan todos los que he probado, obviamente el que más el aceite. Y me apunto el spray isdin, me ha gustado mucho el formato.
    Miauuuuuubesitos guapa!!!

    ResponderEliminar
  3. Nada más puedo hablar del sérum de Bioderma, a mi ese me dejo un poco fría, quizá esperaba más por la fama que tiene. Y no te quiero ni contar mis terminados... desde noviembre que no subo, tela, jaja.

    ¡Un besote!

    ResponderEliminar
  4. Ese serum tengo que probarlo que creo que me gustará mucho. bsts

    ResponderEliminar

Tu comentario es único e irrepetible. ¡Muchas gracias!

Te recuerdo que me reservaré el derecho a eliminar cualquier comentario que incumpla lo indicado en el Aviso Legal y la Política de Privacidad, puedes leer ambos pinchando arriba a la derecha en la columna