jueves, 14 de septiembre de 2017

Mi selección actual de labiales nude


Para la entrada de hoy he seleccionado los diez labiales nude que más me gustan de mi colección actual de labiales, ya que, aunque soy toda una amante de los labiales rojos, suelo tirar muchísimo de labiales discretos para mi día a día, especialmente cuando voy con prisas o cuando sé que no puedo estar muy pendiente de que no se haya ido el color de mis morretes rojos para retocarlos (:




Tengo algunos labiales nude más, pero éstos son a los que más recurro. También hay otros que para mí son nude porque calcan mi tonalidad de labio o lo suben ligeramente (de hecho alguno sí que encontraréis en esta entrada), pero las más puristas me argumentan que no, que eso no es lo que entendemos por “nude”, por lo que me quedo con éstos. ¡Allá vamos!




El primero es Creme D’Nude y os digo de antemano que no es un labial que utilizo para uso personal pero sí que le doy mucha salida en mi maletín de maquilladora (de hecho éste es el segundo que gasto, si no me equivoco).




Creme D’Nude es un labial beige cálido con un ligero subtono rosado. Es de acabado Cremesheen, por lo que no es muy pigmentado, aporta un ligero brillo a los labios pero se nota que está ahí. Algo que no me gusta mucho es que se pierde un poco a parches, hay que ir retocándolo con frecuencia.

Mis labios son bastante pigmentados, por lo que este labial me rebaja muchísimo el tono y aparte de esto, como soy muy pálida, considero que no me favorece demasiado. Hace unos años sí me veía con él, pero ahora sinceramente prefiero tonos que realcen mi color natural o que aporten algo de color.



Belle de Jour de NARS pertenece a la gama Sheer y es uno de los labiales nude más bonitos del mundo.




El tono es un beige – marrón rosado que en mi caso rebaja un poco mi tonalidad de labio pero no tantísimo como Creme D’Nude. Por tanto, es un labial que me encanta para looks de ojos muy cargados.

Se siente muy cómodo en los labios y aunque es de los que hay que ir retocando, el color no se pierde a parches.


Hue es otro labial de M·A·C que podría ser obligatorio para las amantes de los nude si no fuera por su textura. El color en sí es precioso: un beige rosado ligeramente subido que favorece a casi todo el mundo.




Pero la textura, ay la textura. Hue pertenece a los labiales de acabado Glaze, perlado, pero aunque luego veréis en los swatches que parece uniforme, en el labio queda como a parches una vez se asienta. Es como si el labio absorbiese parte del labial por unas zonas y por otras no. Un desastre. Lo he probado con diferentes tipos de prebases y como mejor me funciona es aplicando el Prep + Prime de M·A·C primero. Os lo he incluido en mi selección porque el color me fascina y lo mismo esto que me ocurre a mí no es lo habitual, no a todas nos van mal ni bien las mismas cosas.



Shy girl es un labial nude pero con un punto coral que lo hace diferente al resto. Pertenece a la gama Cremesheen de M·A·C y es comodísimo de llevar si bien el color, como ocurre con los labiales de esta gama, no es de los más duraderos del mundo.




Como os decía es un beige – coral – rosado que además deja un ligero brillo. Es un nude muy bonito para el verano gracias a ese toque coral que lo hacen muy especial.



Lady’s choice es, creo, el labial nude, de los que se pueden catalogar fielmente como “nudes”, más bonito que tengo, que he probado y que creo que tendré jamás. Lo descatalogaron hace tiempo y me llevé un buen disgusto porque no me dio tiempo a hacerme con un sustituto para cuando se me acabe, si es que tengo corazón de terminarlo algún día.




El color es simplemente perfecto: rosado – marrón, calcado a mi tono de labio. El acabado es cremoso pero sorprendentemente es muy, muy cubriente y además su fórmula es muy duradera. Es tan perfectísimo que insisto en no entender por qué, por qué y por qué desapareció del mundo beauty.


Patisserie es otro labial mítico y archiconocido de M·A·C, ¿quién no ha oído hablar de él? Tiene muchísimas amantes pero también detractoras, yo me incluyo sin duda en la primera categoría porque además fue el labial que llevé en el neceser en mi boda para retocarme.




El acabado de Patisserie es lustre, no es muy pigmentado pero tampoco es de esos labiales que se limitan a aportar únicamente un poco de brillo sin más. El color es rosado, muy cremoso, pero hay que retocarlo con frecuencia.



Liar de Urban Decay ha sido de los últimos labiales en incorporarse a mi colección y es otro nude perfecto que me quita un poco la espinita de Lady’s Choice. Es un labial que hay que tener sí o sí, todo un básico.




Liar es un rosa – ciruela cálido ligeramente apagado. Pertenece a la gama Cream de los vice lipstick de Urban, por lo que es comodísimo de llevar. Sin embargo, la duración es excelente, hay que retorcarlo pero no se desvanece a las primeras de cambio. En los últimos meses he andado un poco obsesionada con él y es que queda sorprendentemente bonito en los labios.



Modesty de M·A·C sigue la línea de Liar, es un tono ciruela – rosado pero con un punto aún más cálido y más marrón que Liar.




También es de acabado cremesheen, cremoso, muy cómodo de llevar y cubre bastante el labio. Aporta un brillo muy bonito y el acabado es muy natural, me encanta. Es un nude perfecto para diario y hay épocas en las que me he obsesionado con él y no he usado otra cosa. Aunque como os he dicho, mi obsesión de los últimos meses es Liar.



Syrup es otro de mis amores y otro de los labiales a los que recurro cuando se me queda la mente en blanco porque no sé qué labial escoger, y es que queda bien con todo lo que le echen.




Pertenece a la gama Lustre de M·A·C, por lo que no es muy pigmentado aunque sí comodísimo de llevar. También es de esos que hay que retocar con frecuencia, pero creedme que el color tan bonito que tiene merece la pena.

Es un labial malva – rosado con subtono amarronado y un puntito dulce que dudo que haya alguien a quien no le quede bien. Realza el tono de los labios, aporta jugosidad y deja un brillo precioso para diario.

La culpita de que esté en mi tocador la tuvo Yolanda, es su nude predilecto.



Por último uno de esos labiales que me vais a decir que no es nude, pero para mí sí lo es ya que es, si no me puede la autosugestión, el tono de mis labios pero un poco más intenso y mejorado.




Es el Mademoiselle de los Rouge Coco de Chanel, otro tono en la línea de los anteriores ya que es un ciruela – rosado pero más intenso, más subido, lo que a mí me viene de perlas porque, me repito, realza mi tonalidad natural de labios.

Es bastante cubriente pero tiene una fórmula fantástica, comodísima de llevar, muy hidratante. La duración es buena, aunque sin duda hay que retocarlo con el paso de las horas. Como habréis podido adivinar es uno de mis labiales favoritos, no es barato, pero ya sabemos que Chanel… es Chanel.



Aquí os dejo los swatches de todos:

Creme D'Nude, Belle de Jour, Hue

Shy Girl, Lady's Choice, Patisserie

Liar, Modesty, Syrup, Mademoiselle




Y hasta aquí mi selección de labiales nude actual. ¿Coincidimos en alguna? ¿Me recomendáis algún tono para añadir a mi colección?



Muchas gracias como siempre por estar al otro lado,



Auxi

11 comentarios:

  1. Syrup del amor... te recomiendo otro de mac... Creme in your coffe, así a primera vista parece muy marrón peso tiene el punto justo de rosa para que quede super natural y favorecedor. Nunca lo hubiera comprado y me lo regalaron unas amigas y acierto total. Rikugien de los lip pencils de Nars tambien me encanta... aunque los nudes solo los suelo usar ya cuando se que voy a besuquear a Darío ��

    ResponderEliminar
  2. Me quedo con el Syrup y el Mademoiselle. Como soy morena, necesito nudes subidos porque si no, parece que ando por Sierra Nevada esquiando...jajaja...pero eso sí, no me faltan: quedan elegantes y realzan mucho, con un buen ahumado.
    Un besito!

    ResponderEliminar
  3. Mi tipo de nude es mas de los que subidos, de los que ensenas tengo Syrup que me encanta (lo llevo hoy precisamente) Mademoiselle tambien es de los mios, los que son mas beiges no me sientan muy bien :s Gracias por la coleccion y swatches! :D Patisserie tengo que probarlo!
    Besos!

    ResponderEliminar
  4. Vaya pedazo de colección tienes! Me gustan todos pero a mi me quedan bien los que son más oscuritos, como los de la última foto de los swatches. Besitos!

    ResponderEliminar
  5. No soy muy de nudes, pero recnozco que cuando alguno me entra por el ojo, entra del todo.
    Besos!

    ResponderEliminar
  6. mi favorito de los que nos enseñas es el syrup. A mi me cuesta dar con un labial de este tipo que me convenza. Me veo muy rara con la mayoría

    ResponderEliminar
  7. Yo soy muy burra, seguro, porque muchos los veo taaaan parecidos que creo no podría distinguirlos si te los viera puestos 😂 Pedazo de colección!
    Beditos, ciao

    ResponderEliminar
  8. Durante bastante tiempo barajé si hacerme con creme pero pensaba que me sucedería como a ti, si me borraba el labio se me haría feo, y al final de los "nudes" de Mac me hice con Modesty, que me hace sentir cómoda aunque no lo uso tanto como debería... Ya sabes que me puede lo potente.

    Al que tengo ganas es al famoso patisserie y me has dado mucha curiosidad con Liar.

    ¡Un besote!

    ResponderEliminar
  9. EL Patisserie fue mi primer labial, y me encantaba porque podía usarlo en cualquier ocasión y es súper cómodo de llevaar.
    UN besito guapa :)

    ResponderEliminar

Tu comentario es único e irrepetible. Muchas gracias :)